MIS COSAS CON BUEN HUMOR Y NOSTALGIA

El aprendizaje de un RODRIGUEZ...

http://fviso.blogspot.es/img/duda.gif 

Hace unos días un amigo descubría un mundo nuevo bajo su fregadero, la necesidad del Rodríguez, hizo que buscara bajo el mismo, productos de limpieza para adecentar su casa, antes de la llegada de su amada esposa, encontrando un variado surtido de productos en los que tuvo que ponerse al día.

Comentaba que había varios botes de K7, uno para la grasa, otro para limpiar cristales otro para sacar lustre a los muebles, un abrillantador de maderas, otro para fregar los suelos, otro para la  vajilla y así un sin fin de productos para quitar la cal, limpiar inodoros, etc.

Desesperado inició un auto aprendizaje acelerado de amo de casa y se sintió culpable por no haberlo hecho antes, reconoció la labor que en casa hace su mujer y prometió aprender el uso de tanto producto como había encontrado, pero no terminó por entender que se necesitaran tantos para quitar la cal, limpiar cristales, abrillantar los muebles, limpiar los pisos, él recordaba  a su madre, que con simple agua y jabón dejaba la casa impecable, reconoció que la fregona era un gran invento y no había necesidad de tirarse al suelo para fregar los pisos, que la mopa quitaba el polvo mejor que aquellos viejos plumeros que solo cambiaban el polvo de sitio y que las nuevas esponjas con salva uñas ayudaban mucho en la limpieza de las vajillas.

Confesaba que fue entretenido y divertido (esto no se lo confesaría a su mujer), dejar su casa en condiciones y que jamás se le volvería a ocurrir aquello de dejar los platos en el fregadero sin limpiar, fue toda una lección la recibida, pero seguía preguntándose si toda aquella artillería de líquidos eran necesarios o solo eran producto de un marketing bien estudiado, todos le parecían igual, todos terminaban limpiando lo mismo y solo sirvieron para volverle loco preguntándose cual usar en cada momento, el oxiaction  cristal white o el blanco nuclear. A la hora de hacer la colada recordó aquello de no poner la ropa de color junto con la blanca y se preguntó: ¿mi pantalón beige claro va con la blanca o la de color?, ante la duda terminó por dejarlo de lado, no sabia si el beige era considerado como color o simplemente un blanco un poco sucio. Fue una aventura casera que nunca podrá olvidar, y es que ser Rodríguez en algún momento puede enseñarnos mucho de lo que hacen nuestras esposas y pocas veces valoramos.

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: